El nuevo consejero catalán de Salud fue detenido por malversación de fondos en 2003


 

La República El nuevo consejero de Salud a propuesta de CiU, Boi Ruiz, resultó salpicado en 2003 por un caso de fraude mediante el dinero destinado a la formación sanitaria, que la policía denominó Operación hospital. En el curso de aquellas diligencias, fueron detenidos seis ex altos cargos hospitalarios, entre ellos Boi Ruiz, acusados de un presunto fraude de 460.000 euros con subvenciones públicas. Básicamente, el sistema consistía en que los organizadores recibían la subvención para los cursos, pero estos no se realizaban. Las subvenciones se canalizaban a través de la fundación para la formación a la ocupación, “Forcem”. Fuentes oficiales de Presidencia han “restado importancia” al asunto porque “fue un tema laboral”. “El origen del caso es una reivindicación sindical, pero al final todo quedó en no nada”, han añadido. Las mismas fuentes han insistido que el nuevo consejero de Salud, Boi Ruiz, “prestó declaración en Vía Laietana” y “quedó imputado como colaborador necesario”, pero que “a la hora de la verdad fue una tormenta en un vaso de agua”. “El caso no fue admitido a trámite ni por la propia fiscalía”, han reiterado. La investigación empezó a raíz de la denuncia presentada el noviembre del 2002 por el comité de empresa del hospital Espíritu Santo de Santa Coloma de Gramenet, contra el gerente del centro. En la denuncia se exponía que miembros del comité de empresa fueron incluídos en el listado de alumnos que realizaron los cursos de formación subvencionados, cuando en realidad ninguno de ellos había asistido a tales cursos. La nota que difundió la policía en relación con el asunto indicaba que los cursos se pedían “a través de la Unión Catalana de Hospitales”, patronal catalana de sanidad presidida por Ruíz, que era el “verdadero interlocutor con la administración”. La policía, según la nota, acusaba a Boi Ruiz de ser “presunto cooperador necesario en el fraude de subvenciones en los años 1997 y 1998”, porque “certificó la realización de los cursos correspondientes al Forcem 97 y Forcem 98”. La policía encontró numerosas presuntas irregularidades, como alumnos que siguieron el mismo curso en más de una ocasión, o alumnos que admitieron no haber realizado curso algún, entre otras anomalías. Forcem había concedido una subvención de 460.000 euros al hospital por los 49 cursos que supuestamente se realizaron entre 1996 y 1998. A consecuencia de las investigaciones, se produjeron seis detenciones, entre ellas, las de Boi Ruiz, y José María F. B. S., ex gerente del hospital Espíritu Santo de Santa Coloma de Gramenet. Los otros cinco detenidos fueron Maria Alicia G. B, Raquel G. V. y Maria Dolors H. R. por presunta cooperación necesaria en el delito de fraude de subvenciones. Maria N. y Josep Maria F.-B. S. por presuntas autores de fraude de subvenciones y de falsedad documental.

http://www.larepublica.es/spip.php?article22667

 

Deja un comentario

Archivado bajo Noticies

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s